Amor, sexo, y orgasmos en “Microteatro por dinero”

Amor, sexo, y orgasmos en “Microteatro por dinero”

0 votes

foto.ashxÁbrete, Sésamo acudió por primera vez a Microteatro por dinero, un pequeño rincón artístico escondido en las callejuelas de Madrid.

Cinco pequeñas salas donde interactúas cara a cara con el actor, recogen microfunciones de no más de media hora, en las que saboreas el teatro en estado puro desde el momento en que la puerta se cierra.

Después de recorrer la exposición de Lucía Risueño que ocupa la pared con sus obras, cogemos el folleto que nos ofrecen los organizadores, y leemos qué obras vamos a ver:

Hacer el amor no sólo es follar despacio: ¿Hacer el amor o follar despacio?¿Casualidad o destino?Cuando se trata de la mujer de tu vida, el amor no entiende de sexo.

– Manual de orgasmos fingidos: Fingir un orgasmo es algo más que gritar “aahhhaaahhhggg”

Con esta introdución, mi compañero Jerónimo y yo íbamos predispuestos a pasar un buen rato riendo con estas microrepresentaciones teatreales. Y no nos equivocamos con nuestros prejuicios.

"Hacer el amor no sólo es follar despacio", de Casandra Macías Gago

“Hacer el amor no sólo es follar despacio”, de Casandra Macías Gago

Dos compañeros de trabajo, y una barra de bar acorralada por un público de no más de veinte persona. Por cuestión de espacio, no de interesados.

El joven seductor, que necesita pagar por mantener relaciones sexuales, intenta convencer a su maduro amigo, enamoradizo, de que la película Amélíe jamás tendría una versión con personas reales. ¿Cuál es la diferencia entre hacer el amor y follar? Porque…¿la hay, no? ¿Existen las casualidades absurdas, o al ser absurdas son simples tonterías?

Para desenredar esta madeja de cuestiones, pasad por la Sala 1.

"Manual de orgasmos fingidos", de Carla Revuelta

“Manual de orgasmos fingidos”, de Carla Revuelta

La siguiente de nuestras funciones no bajó el nivel de la primera. Nada más entrar, una decoración de camerino con luces de colores y un enorme conejito rosa, ambientan una conversación telefónica entre una payasa (profesión muy necesaria) y su amiga. La interrupción llega de la mano de una segunda cómica, que parece flotar en el aire porque no habla, mira a un punto fijo…y sonríe. ¿Ha visto a su príncipe azul?¿Ha probado una nueva droga alucinógena? No, nuestra segunda payasita acaba de tener su primer orgasmo.

Ante la incredulidad de su compañera (y la tercera amiga, que sigue al teléfono atenta a tal descubrimiento), nuestra impresionada amiga pasará a explicar cómo finge orgasmos sin opción a ser descubierta. Y es que, como ya decía el cartel de la representación, para resultar creible no basta con dar gritos placenteros, si no que fingir orgasmos es una materia que requiere de muchas habiidades.

En la Sala 4 aprenderás la técnica que hará imposible que seas descubierta…

Lomogram_2012-12-12_11-44-46-PMAdemás de estas dos obras que forman parte de la sección Microteatro por Casualidad (en cartel hasta el 30 de diciembre), hay un espacio dedicado al Microteatro Infantil y una Sesión Golfa (miércoles y jueves, y otra sábados y domingos). En Microteatro por dinero, además, dan oportunidad a quienes empiezan en el mundo de la interpretación con MicroDebut.

Y después de reír, llorar, asutarte, impresionarte, y vibrar con las actuaciones…puedes cenar o tomar algo en su bar. Un nuevo plan alternativo para las noches de la capital, ¡tenéis que probarlo!

Microteatro por dinero. Calle Loreto y Chicote, 9. Metro Gran Vía o Callao.

Iduna Ruiz de Martín

Written by Ábrete, Sésamo

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *