‘Sorolla y Estados Unidos’ en la Fundación Mapfre

‘Sorolla y Estados Unidos’ en la Fundación Mapfre

1 vote

Desde el 26 de septiembre de 2014 al 11 de enero de 2015, la Fundación Mapfre acoge la exposición ‘Sorolla y Estados Unidos’, una nueva mirada sobre el trabajo del artista que muestra su triunfo en EE.UU.

Sorolla y Estados Unidos Fundación Mapfre Ábrete, Sésamo BlogMe imagino a Sorolla en la habitación del Hotel Savoy en Nueva York. Es invierno y las cicatrices del frío dibujan en la ciudad un manto blanco. El paisaje se embellece desde la soledad de la habitación, y en el silencio, casi infranqueable, hay una especie de felicidad contenida. Sorolla se deja llevar, sin saber dónde, asoma la cabeza una y otra vez hasta que desaparece su reflejo del cristal. Ahora solo está Nueva York. Sobre los cartones que se usaban en la lavandería de los hoteles para doblar las camisas de etiqueta comienza a dibujar el trasiego de Grand Army Plaza, Central Park y el cruce de la Quinta Avenida con la Calle 59.

Eso pensé cuando estaba en la Fundación Mapfre, en frente de uno de los gouaches con vistas a la ciudad que más veces he visitado. Durante sus viajes a Estados Unidos, Sorolla se sintió profundamente cautivado por la vida cosmopolita que tanto se alejaba de la España luminosa y mediterránea, optimista y moderna que caracterizaba su obra. Pero no fueron estas pinturas espontáneas, realizadas desde la más estricta intimidad de un viajero a la deriva, las que consiguieron que conquistara el escenario norteamericano. El pintor supo proyectar el arte español en Estados Unidos, cuyos grandes museos y coleccionistas privados adquirieron buena parte de las obras más destacadas y representativas de la época de plenitud del pintor.

Impresiones Urbanas: Calle 59, Nueva York, 1911.

Impresiones Urbanas: Calle 59, Nueva York, 1911.

 

Sorolla enamoró a los norteamericanos con sus obras sobre el mar y la playa. Por eso, en la exposición que acoge la Fundación Mapfre hasta el 11 de enero del 2015, también encontramos el interés por la luz que lo inunda todo. Desde escenas de niños que disfrutan en el mar ajenos a todo lo que ocurre a la sofisticación de las playas del norte de España. 150 obras que incluyen no solo las pertenecientes a su aventura americana, sino además algunos de sus grandes trabajos como ‘Las dos hermanas’, ‘Nadadores de Jávea’, o ‘Triste Herencia’.

La exposición, en la que se ha estado trabajando durante tres años, recoge préstamos de La Sociedad Hispánica de América, el Museo Metropolitano de Arte, ubicado en Nueva York, o el Instituto de Arte de Chicago.

La Fundación Mapfre se ha convertido en un museo temporal donde muchos de nosotros experimentamos una desconexión absoluta. Con tan solo cruzar la puerta, viajamos de una ciudad a otra, como si fuéramos viajeros en busca de emociones. Podemos recuperar el sol que se esconde en otoño, la luz que se refleja en los cuerpos dentro del agua o el silencio de una habitación con vistas a la ciudad de tus sueños.

Jerónimo Carmona Garzón

Written by Ábrete, Sésamo

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *